Páginas

Seguidores

viernes, 18 de abril de 2014

Paradojas

Primero que nada: Feliz Semana Santa! ^^
He estado a punto de escribir desde el miércoles, pero, entre que tengo un parcial después de Pascuas y que quiero dormir y hacer todo lo que me gusta, se me ha complicado demasiado todo para ponerme acá un rato a escribir.
En fin, el título de la entrada se da porque estos días, he estado comiendo "de mas". No quiere decir que me haya estado atracando, sino que he estado haciendo todas las comidas o comiendo normal. Y lo paradójico es que, junto con ese incremento de comida, que naturalmente me haría engordar, he estado despertando mucho más plana de lo que me acosté o teniendo esa hambre que te descompone. No sé por qué será, pero parece que cuando más como, más delgada me pongo.
Respecto a números, desconozco mi peso, pero me siento bastante bien así. Es más, me conformo si mantengo ese peso durante todo el invierno y no se me dispara hasta el infierno, como me pasó el año pasado. Claro que quiero bajar a 52 de nuevo, pero con las cantidades que estoy comiendo, no puedo ni quejarme. Si comiera menos, de seguro que bajaría mucho más rápido, así que, voy a intentar desde hoy hacer una dieta de hambre, a ver que tal.
No me preocupan Pascuas, porque el chocolate, si bien me encanta, me hace pelota el hígado. Es más, he estado picoteando apenas un poco estos días, y ya pienso en chocolate y se me revuelven las tripitas. Así que no me preocupo, lo único que quiero es que pasemos el domingo todos en paz y nada más.
Algo bueno: el miércoles, hablando con una compañera, que es de esas petisas pequeñas, delgadas y adorables, me dijo "encima vos que sos re flaquita." Y me quedé con una enorme cara de sorprendida :O, obvio que no dije nada al respecto y seguí hablando, pero que una persona que yo considero algo ideal o lo que me gustaría ser me diga algo así, no tiene precio. Me levantó mucho la moral, pero también me reafirmó que evidentemente tengo la percepción de mi cuerpo muy atrofiada.

En fin, no las aburro más.
Éxitos, mis hermosas princesitas! ^^

viernes, 11 de abril de 2014

Una de cal y una de arena

Al final mis padres se fueron de viaje el lunes y volvieron el miércoles. Si bien durante esos días se me dio la oportunidad de dormir con mi novio, ya que la casa quedó sola, comí normal, porque obviamente estaba con él. Así que, digamos que no gané ni perdí nada.
Sin embargo, por estos lados del mundo empezaron los fríos, y siento que estoy engordando proporcionalmente con esta situación. Y no es que lo presienta, lo siento en mi panza, que si bien ya no esta tan mal como hace unos días, no termina de remontar a como estaba. Resultado: me deprimo toda y me quiero tirar del techo o matarme de hambre. Cosa que hoy voy a intentar hacer, aunque ya vamos mal porque comí apenas un cubito de pastafrola y todavía no puedo sacarme ese gusto asqueroso de la boca.
Además, es muy obvio que esto me está afectando más allá de lo que puedo darme cuenta de manera consciente, porque inconscientemente estoy mucho más estricta con el lavado de manos, dientes, cuerpo en general, y cuando me agarra ese ensañamiento con mi limpieza personal, es porque hay algo en mi mente que no me deja ser.
Encima, como para sumarle adrenalina a la cosa: mañana las chicas nos juntamos para salir a bailar, en vestidos ajustadísimos y cortos. Mi problema no es mostrar mis piernas (creo que no son repugnantes), mi problema es mostrar el verdadero grosor de mi cuerpo. La verdad es que tan sencillo vestirse con bolsas de papas, que es una tentación ir vestida así nomas. Pero, en qué boliche te dejan entrar con tacones de menos de 10 cm? Si voy, me tengo que poner todo el glamour encima y con este cuerpo, no da. Sin contar que todas empiezan a decirte: "no estás gorda", y bla bla bla. Prefiero disfrazarme de seguridad, que aguantar esos comentarios mentirosos. Es preferible admitir mi vacosidad (?).
No quería aparecer con este humor deprimente, que estoy teniendo demasiado seguido, pero si espero a que me pase algo bueno, no iba a escribir nunca. xD
Lo bueno es que hoy es viernes, y que hasta dentro de dos días no hay que pisar la facultad. :D
Éxitos, hermosas!
Qué tengan un fin de semana hermoso! ^^

sábado, 5 de abril de 2014

Estoy dejando la regla atrás y me siento una pelota ahora, más que cuando estaba con la regla. ¬¬
Si me vieran, me verían larga, con las piernas y brazos relativamente delgados, pero mirar mi abdomen es una vergüenza: parezco un salchichón, un tubo grueso y redondo. Perdí mi cintura y la planicie de mi panza. No sé si es una sensación o qué, pero espero que pase pronto y sino, procuraré ir cuidándome aún más, para volver de una vez al 52.
Lo ideal!
La verdad, no sé cuánto peso y me tiene ese tema de los nervios, porque sé que engordo acorde al tiempo que paso sin pesarme, lo siento. Pero así como me veo, no puedo pesarme. Prefiero hacer todo bien por un tiempo, y luego, si todo va bien, pesarme.
El principal problema es que hoy ya me comí un paquete de 12 galletitas Ópera, que equivalen a 294 calorías (una barbaridad!), y que encima esta noche se junta la familia en casa porque ayer fue el cumpleaños de mi papá. O sea que este fin de semana, difícilmente pueda hacer las cosas como corresponden.
Lo bueno es que mis papás se van a ir de viaje por media semana, y creo que voy a tener la posibilidad de comer poco o lo menos posible. :D Lo malo es que durante toda esta semana he tenido dolores de cabeza terribles y el cuerpo a punto de colapsar del hambre varias veces, sin contar que la presión me ha medido muy baja (lo ideal es tener 12/8 y yo tenía el  jueves 7/5), y no se si quiero someterme a eso.
En fin, ya se verá.
Procuraré respirar hondo por hoy, y recuperarme mañana.
Qué pasen un lindo fin de semana! ^^
Éxitos para todas!

miércoles, 2 de abril de 2014

Las Malvinas son argentinas!

El título de la entrada viene a cuenta de que hoy en mi país es feriado, porque se conmemoran los 32 años de la Guerra por las Islas Malvinas, que peleamos contra Inglaterra y perdimos, en el intento de reivindicar dos islas que habían sido robadas por los ingleses casi 100 años antes, y en donde nadie quiso ayudarnos, ni por las vías diplomáticas ni por las vías bélicas. Y así, quedaron un montón de vidas muertas y truncadas en esas islas, y una sociedad con una herida abierta y sangrante todavía hoy. Hasta que no se recupere ese territorio, más por una cuestión de soberanía que por la parte de recursos, no creo que esa herida cierre. 

En fin, dejando de lado mi vena patriótica, porque la verdad es que lo soy y mucho, quería aprovechar para darle la bienvenida al nuevo mes. ^^ Ojalá Abril sea un mes excelente! Aunque ayer lo empecé con un día largo y agitado, pero prefiero que los días sean así.
Bueno, estoy con la regla y particularmente este mes he tenido muchos dolores de ovarios y muy intensos, además de dolores de cabeza que se dan sin falta a la una de la mañana si sigo despierta a esa hora (que es siempre). No sé por qué. Generalmente, los dolores en esta época del mes me aumentan cuando como menos, pero no creí que ese fuera mi caso. Parece que sí.
Lo que quería comentar en esa entrada es que, hace mucho, leí que todas las personas que tienen algún problema alimentario suelen reducir sus grupos de comida hasta que terminan comiendo siempre lo mismo. Ya sea porque tienen muchas calorías o demasiadas grasas o un mejor valor nutricional; anoréxicos, bulímicos u ortoréxicos, por decir algunos, terminan comiendo casi siempre lo mismo, y por eso podemos decir que hay un trastorno alimentario.

Yo, que nunca he sido diagnosticada con ninguna de esas enfermedad, creía que era mentira y me he jactado siempre de comer variado. Hasta que se me ocurrió mirar mis intakes, y noté que como casi siempre lo mismo y en los mismos horarios. Por ejemplo, no como galletitas dulces (salvo excepciones), si como queso es en el desayuno, la fruta se come siempre de día, hace años que no como bananas o huevo o manteca, tomo leche apenas una vez cada dos semanas (como mucho), y así. Y todas esas conductas, derivan de que tengo un problema con lo que como y con que me cuestiono cada cosa que me llevo a la boca. Es más, leyendo a las demás chicas, sé que también les pasa lo mismo, y es inevitable, como que son nuestros "alimentos seguros." Por eso a la noche nunca como pastas, carne, yogur, leche, pan, ni nada que pueda hincharme; básicamente, me tomo un té y listo. Me da la seguridad que no voy a engordar, aunque no sé si eso es real.
Creo que por eso nunca he podido llevarme meriendas a la facultad o comerme tranquila un yogur. Porque no es seguro para mí, sin contar que no tomo merienda, salvo que tenga un antojo excepcional de dulce, sino es imposible, y menos en la facultad donde me siento vaca casi todo el tiempo.
Y ustedes, qué alimentos repiten todos los días? 

No me extiendo más, hasta la próxima, hermosas!! ^^
No estoy orgullosa de lo que soy, creo simplemente que ha llegado el momento de admitir lo que soy. Soy una loca enferma que quiere entrar en jeans talle 34, y pesar 50 kg de aire. Nada más. Soy una loca enferma que espera a vivir del amor y del aire. Soy una loca enferma que a veces dice exactamente lo contrario frente a la gente, pero qué mas da? La vida la vivo yo, y es solamente mia.
La rabia, la procesión, el miedo y la tristeza pasa por mi interior. Y eso es lo que se ve acá.