Páginas

Seguidores

sábado, 13 de abril de 2013

Salud

La salud lo es todo, como dice mi mamá.
Está semana he estado muy ansiosa y estresada por la facultad. Tengo unas materias muy largas, la mayoría de los parciales son orales, no tengo idea de dónde estoy parada, y sí, me siento super desorientada. Todo eso, me ha llevado a que mi inseguridad frente al espejo florezca, porque cuando no puedo controlar una cosa, me pongo a controlar eso. Así que, durante toda la semana tuve una sensación de desazón en mi corazón.
Esto no hubiese pasado a mayores si no hubiese sido porque ayer, en plena facultad y charlando con mis amigas, me empezó a dar un fuerte dolor a la altura del diafragma, casi en la boca del estómago. Pero es un dolor particular, porque no lo siento en el órgano, sino como si apretasen mi caja toraxica. Ya me ha dado otras veces, y la única vez que fui al doctor por eso, no pudo establecer la causa de esa situación, como si no fuese algo físico. Pero no creo que sea pura ansiedad, porque me estaba riendo charlando con mis amigas, o sea, ¿qué mucha ansiedad puedo tener en ese momento? Encima, me puse muy blanca, y empeze a transpirar frío. Llamé a mi mamá, y cuando mis amigas me miraron porque, tonta de mí, no había dicho nada, se re asustaron. Me empezaron a dar aire, una saco un caramelito y una manzanita del bolso, y a comer nomas. Me preguntaban si había comido, porque saben de mi historial, y les expliqué que como bien, es más, casi hasta me ofendo: no creo estar tan delgada como para causar alarmas. Al cabo de un tiempo, me calmé, y luego de la manzana ya no temblaba tampoco. Hasta esperaron a que me fueran a recoger mis padres, para que no me pasara nada estando solas. La verdad, unos soles mis amigas.
Como he dicho, esos dolores me saben dar y lo único que puedo hacer es esperar a que pasen y tranquilizarme.
Cuando llegué a mi casa, me fui a bañar, y temblaba como si diese un bajón de presión, pero no me sentía mal como en esos casos. Así que, le avisé a mi mamá de nuevo, que ya se preocupó en serio (generalmente, me da el dolor y no pasa más nada), y me dio banana y luego comí queso.
Entre las hipótesis hay de todo: anemia, falta de vitaminas, ataque de ansiedad, etc. Mil cosas. Y como el 23 me repiten los analisis de sangre que me salieron mal, vamos a comentar todo eso de paso.
Por el momento, me tratan como si me fuera a romper, estoy entre algodones para que nada me pase. Es raro sentir a todos preocupados por uno, aunque creo que lo que más me da es intriga: quiero saber qué corno tiene mi cuerpo que hace esas cosas.
En mi defensa debo decir que no estoy comiendo poco porque el gimnasio me fuerza a consumir casi 700 calorías, más o menos, antes de ir a la facultad; así que, no creo que venga por ese lado. Pero sí veo que esté relacionado con toda esa ansiedad que siento respecto a mis estudios, aunque sepa que me va a ir bien.



En fin, por el momento, voy a estudiar, voy a disfrutar del fin de semana también, y voy a pretender que no estoy preocupada por nada de lo que pasó ayer. ;)
Éxitos!
Feliz fin de semana! ^^

martes, 9 de abril de 2013

Puto blogger! + ausencia

Si, puto blogger! He estado escribiendo y las entradas no aparecen publicadas, así que, a menos que alguna tenga curiosidad sobre qué es de mi vida, ninguna se va a enterar de esta entrada. Deprimente.
Por otro lado, he estado ausente porque me quedé sin internet después del temporal que azotó a todo el país. Acá en San Luis, cerca de mi casa, cayó un rayo que reventó teléfonos, routers y televisores, que me hicieron volver a la edad de piedra en un solo segundo, que duro el rayo que cayó sobre todos los electrodomésticos.
Aunque volvió internet a los pocos días, no sentí la necesidad de volver a escribir. Qué sé yo. Abre madurado, no? xD
Pero ahí esta el tema, que no madure nada en realidad. Lo único que hice fue llenarme de cosas para no pensar (gim, facultad, novio) e irme a la cama sin mirarme al espejo. Hoy, que hicieron paro de colectivos y no puedo ir al gimnasio, porque mi papá no se va a levantar a llevarme, tuve tiempo de desnudarme y mirarme al espejo. Y fue un grave error. 
No es que me vea mal, la verdad es que me veo más formada, más curvilínea en donde debe ser, y si tocasen, notarían todo duro y firme. Sin embargo, cuando me miro de costado, no me veo tan bien. Siento que todo lo que de adelante no puede apreciarse, se maximiza si me ven de lado, y me avergüenza muchísimo pensar que el día anterior fue a la facultad vestida con algo que resalte esa situación. Porque, como estoy todo el día sin parar, no pienso nada, solo me visto para irme, no pienso si me engorda. Y ahora me doy cuenta de que probablemente me veo terrible.

Además, me noto los pechos más grandes. Y cuando eso pasa, es que he engordado. Cabe aclarar que no tengo ni puta idea de lo que peso, mi balanza sigue de rehén en lo de mi novio, y tampoco me apetece saberlo, en vista de cómo me veo. :/
¿Ven? Por eso no me gusta tener tiempo libre! Ahora tengo que pensar que corno voy a hacer, tengo que pensar si vale la pena desayunar ya que no voy a gastar nada de lo que coma, tengo que pensar si me gusta la idea de hacer yoga en casa (no, no me gusta la idea), tengo que pensar si prefiero estudiar (cosa que debería hacer y tampoco me gustaría hacer)... Bueno, un sinfín de pormenores que, una persona organizada como yo, no puede resolver demasiado pronto, porque ya tenía pensado cómo se iban a dar las cosas, y esto me saca completamente del esquema.
Encima, me siento como una completa egoísta y caprichosa, por no querer que mi cuñada empieze el gimnasio, para que no se vea mejor yo. Aunque, creo que siempre me veré peor que cualquiera.
Y todo esto sin contar los análisis de sangre que me salieron mal, y que tengo que repetir a fin de mes, porque capaz tenga una infección no sé en dónde.

Esto quiero yo!
Sí, ya sé, todo se ve mal ahora, pero luego dejará de estar así. Dios las oiga! Por el momento, voy a limpiar mi casita, voy a revisar mis libros, y voy a intentar recuperar las ganas de vivir. :)
Éxitos a todas! ^^

Esto es lo que debería hacer xD jajajaja

No estoy orgullosa de lo que soy, creo simplemente que ha llegado el momento de admitir lo que soy. Soy una loca enferma que quiere entrar en jeans talle 34, y pesar 50 kg de aire. Nada más. Soy una loca enferma que espera a vivir del amor y del aire. Soy una loca enferma que a veces dice exactamente lo contrario frente a la gente, pero qué mas da? La vida la vivo yo, y es solamente mia.
La rabia, la procesión, el miedo y la tristeza pasa por mi interior. Y eso es lo que se ve acá.